Significado de Arquitectura Sustentable

  • Por Mario Lasseda (Arquitecto)
  • Sep, 2020
  • ¿Qué perfila la arquitectura sustentable?

    Es la proyección de obras arquitectónicas de orden público y privado que incorpora conciencia al respecto del cuidado del medio ambiente propio del área donde se desarrolla así como una visión de solidez de la estructura del proyecto a largo plazo para evitar que aparezcan problemas y costos desmesurados a nivel de mantenimiento, comprendiendo un modelo que trabaja sobre materiales afables con el entorno, y un uso moderado de recursos energéticos, oponiéndose abiertamente a construcciones con materiales costosos y tecnologías que implican un consumo desmedido.

    Principios del modelo

    Se habla de ciertos “principios” en la arquitectura sustentable, que no son homogéneos ni universales, destacándose entre los más relevantes:

    • Eficacia en los materiales: que cumplan su función, perdurando, dando cobijo y sin causar daños colaterales.

    • Cumplir con requisitos de ley, tales como ordenanzas y otras normativas.

    • Economía en la construcción: Evitar las edificaciones en extremo costosas.

    • Facilidad y bajos costes de mantenimiento. Minimizar el gasto energético.

    • Empleo de materias primas locales: Eludir los costosos materiales importados, los cuales luego son complicados de restituir en sitio.

    • Reciclaje: se valora usar piezas ya existentes. Por ejemplo, partes de otras construcciones.

    • Autoconstrucción: suele tener en cuenta que el propio usuario pueda hacer su vivienda o ambiente construido.

    • Rapidez constructiva: no se favorecen las edificaciones que tardan largos años en llevarse a cabo.

    • Vegetación: el uso de paisajismo y áreas verdes se considera que logra ambientes más agradables y naturales.

    Como indicamos anteriormente, son varios los principios de esta arquitectura, pero aquí hemos querido presentar los más importantes.

    Diferencia y conjugación entre la arquitectura bioclimática y sustentable

    Hay que decir que en esta esfera, los términos sustentable y bioclimática se suelen confundir, y si bien expresan nexos en común, albergan diferencias en extremo sutiles. Mientras que en la primera tiene la cualidad de sustentabilidad, manteniéndose sin causar daños en su entorno y optimizando los gastos energéticos, la arquitectura bioclimática se relaciona con el medio ambiente de manera amable, distinguiendo construcciones que aprovechan las características del área, lo cual incluye materiales y clima, entre otros aspectos.

    En dado caso, es factible combinar ambos modelos porque de hecho, se solapan bastante. La buena arquitectura sustentable suele aprovechar las características de su territorio. Por ejemplo, optimiza las condiciones climáticas naturales y, asimismo, se vale de materiales del lugar para lograr mejores resultados.

    ¿Cómo se vinculan y diferencian la arquitectura orgánica y sustentable?

    Estos términos se prestan a confusiones. En este caso, debemos definir arquitectura orgánica, siendo aquella que utiliza formas similares a las de la naturaleza; es una propuesta más bien de diseño. A modo de ejemplos, se observan construcciones con inclusión de líneas curvas, diseños de gran cantidad de zonas verdes, similitud con formas de la naturaleza, etc. La diferencia con “arquitectura sustentable” y “arquitectura bioclimática”, radica en que manifiesta connotaciones estéticas.

    En los escenarios urbanos es poco frecuente encontrar arquitectura de tipo sustentable o bioclimática. La razón quizás radica en que las urbes parecen escenarios sumamente artificiales, distantes a la naturaleza. Por ende, lo que suele predominar en estos casos es la arquitectura orgánica… que precisamente trata de copiar esa naturaleza y tenerla presente en la ciudad.

    Recomendaciones para la residencia personal

    La arquitectura sustentable parece tener su mejor escenario en el ámbito doméstico; básicamente, suele aplicarse en viviendas. Hay que decir que existe población interesada en tener una vivienda de este tipo. Al respecto, tenemos los siguientes consejos a continuación:

    • Elegir materiales reciclables: se asume que una vivienda está en constante modificación. Los hijos crecen, los intereses cambian, se van requiriendo nuevos espacios. Para lograr todos estos cambios, lo mejor es tener materiales reciclables que permitan remodelar la vivienda.

    • Reutilizar muebles: se sugiere utilizar el mobiliario con ingenio. Saber reutilizarlo en variadas ocasiones.

    • ¿Cómo proteger la casa?: esta es una de las preguntas más importante. Se suele utilizar costosos aires acondicionados que consumen mucha energía. Para evitarlos, se sabe que para climatizar el ambiente se pueden utilizar muros gruesos y aleros que generan sombra.

    • Espacios flexibles: gustan mucho las áreas abiertas, sin tanta tabiquería. La idea es que cada ambiente pueda tener variedad de usos.

    • No abusar de los vidrios: el vidrio es un material que genera calor dentro de la vivienda.

    • Usar energías renovables: como por ejemplo los paneles solares.

    • Jardines y techos verdes: se considera que esto hace que la vivienda sea cercana a un ambiente natural.

    Hay que decir que existen comunidades enteras de viviendas sustentables. Parece ser una tendencia que gana adeptos. Incluso, en el ámbito legal se ha pedido que las casas tengan ―por ley― rasgos de lo sustentable.

    Ejemplos representativos de edificaciones sustentables

    Es de gran utilidad conocer ejemplos al respecto. A continuación, mostramos una lista con casos de edificaciones con rasgos claramente sustentables:

    1. Infonavit de Ciudad de México: cuentan con una terraza verde en medio de una gran metrópolis. Estas áreas verdes permiten climatizar buena parte de las zonas de la construcción.

    2. Biblioteca Comunitaria de Bishan, Singapur: su rasgo esencial es el aprovechamiento de la luz. Correctamente orientada, permite la entrada de rayos solares, filtrando el calor de los mismos gracias a los materiales de la fachada.

    3. Hospital Bioclimático de Susques, Argentina: construido con materiales locales, incorpora el uso de paneles solares para tener una mejor eficiencia energética.

    Hemos querido solo colocar tres ejemplos, ya que son de pequeña escala y demuestran que este interés arquitectónico parece predominar en países del tercer mundo, más que en las grandes potencias industrializadas.