Significado de Capital Humano Definición, Capacitación, e Importancia

Definición formal

El capital humano es un componente físico e intelectual vinculante con la producción (una maquinaria, idea o las instalaciones de una empresa, por mencionar algunos terrenos de aplicación directo), combinándose con otros agentes para consolidar el proceso de producción, como un factor de vital importancia para la economía.

El más claro ejemplo es una máquina controlada por un trabajador. En este caso la máquina es el capital por tener un valor fijo, es parte de la riqueza de una empresa. El trabajador se considera capital cuando se le agrega un valor, el cual es obtenido por las capacidades y estudios, continuando con el ejemplo antes mencionado, si este trabajador es el único que sabe manejar la maquina antes mencionada, es porque se ha vuelto un especialista en ello, a lo que se puede vender a un alto precio, a este profesionalismo y especialización que reflejan los empleados que tiene una empresa se le considera capital humano.

Es decir que, se tiene un alto capital humano cuando los trabajadores son altamente productivos, generan los resultados esperados para la obtención de ganancias y cuentan con un rendimiento óptimo. Para elegir este tipo de personas capacitadas para lograr los altos beneficios, es que las instituciones tienen departamentos de recursos humanos (RH) y administración, donde se evalúa a la fuerza de trabajo antes de la contratación formal como también durante su desarrollo en el proceso.

Formación y capacitación constante para destacarse y mantenerse actualizado

En la teoría marxista se da a conocer mucho este término a raíz de ser considerado un elemento despectivo en el medio de producción capitalista, al momento de ver el trabajo como una mercancía y no como un ser humano, este tiene una función determinante para el valor de las mercancías, el cual está destinado a ser desplazado por la llegada de la tecnología, es por ello, que debe especializarse para poder utilizar y dar mantenimiento a estos avances innovadores que poco a poco se van agregando al proceso de producción, que le permitirán ser más veloz, producir a gran escala y obtener ganancias rápidamente, al momento de disminuir gastos, el trabajador será el primer desechado.

Este escenario negativo donde se asoma claramente un alto grado de desempleo se puede ver en la actualidad a nivel mundial, las personas deben tener mínimo una cantidad de estudios para poder alcanzar salarios dignos, si no viven en pobreza, los precios de mano de obra son cada vez menores si es que no se tiene una especialización o cierto nivel educativo, las empresas cada día recurren a los avances científicos para disminuir costos y aumentar sus utilidades, dejando al trabajador en un escenario desolador, sin embargo, a raíz de este desempleo, muchos gobiernos tienen programas educativos gratuitos para calificar a la sociedad y ayudar a establecer el desempleo, en algunos países las empresas tienen como objetivo ético retribuir a los seres humanos valores morales que generen una nación honesta, integra, que su comportamiento aporte a la prosperidad, también se suele unir a los gobiernos para crear el ambiente laboral perfecto a las necesidades de los individuos, capacitando a los empleados, apoyando con becas a jóvenes que son parte fundamental de la población económicamente activa.

Importancia del capital humano para la estabilidad y mejora

Las empresas han entrado a un universo globalizado, por lo que deben ser competitivas si quieren permanecer, es por ello, que el capital humano ahora forma parte de la inversión de las instituciones. En departamentos como RH se determina una plantilla precisa de trabajadores para obtener la máxima ganancia, si falta uno de estos en el engranaje, la empresa pudiera tambalear, siempre es necesario considerar el minino de capital humano para funcionar.

Empresas nacionales estables ofrecen beneficios a la sociedad, a la economía. Las inversiones en capital humano deben ser planeadas, determinantes. Debido a esto, es que desde la familia se debe incentivar a alcanzar cierto grado de estudios para poder entrar un mundo donde la competencia es una realidad.

El capital humano construye empresas competitivas. Gracias a esto es que se engrandece la industria interna, aumentando así el Producto Interno Bruto, por ende, las ganancias, motivo por el que muchas empresas se dedican a capacitar a sus empleados o contratar especialistas en su ramo. Este factor de contratación a una mejor fuerza de trabajo aporta al surgimiento de una competencia ardua en el ambiente laboral, mientras más capacitada se encuentre una persona mejor oportunidad tendrá de colocarse en una empresa de renombre y con un salario alto.