Significado de Misantropía

¿Qué es la misantropía?

Es el rechazo absoluto a la esencia y accionar de la humanidad, entendiendo que sus argumentos y motivaciones tienen en definitiva una malintencionalidad, de este modo pierde cualquier esperanza de cambio ante los comportamientos visibles de muerte y destrucción consecuencia de guerras y modelos de producción que afectan la sustentabilidad del planeta. Se lo identifica a nivel etimológico en el griego en misanthrōpía.

Características del perfil misántropo

El desprecio hacia la humanidad no se manifiesta normalmente de una manera rotunda y absoluta, sino que presenta distintos grados y niveles. En este sentido, el individuo misántropo se puede reconocer por algunas conductas, ideas y actitudes:

– Considera que el ser humano en general es malo por naturaleza (desde un punto de vista filosófico esta idea se resume con la máxima de Hobbes de que el hombre es un lobo para el hombre).

– En lugar de confiar en la buena fe del prójimo, suele pensar que los actos buenos esconden intereses ocultos.

– Su opinión general con respecto a las personas es negativa. En este sentido, el misántropo tiene una serie de frases favoritas: nadie hace nada por nada, todo el mundo va a lo suyo, no hay que confiar en nadie…

– En sus relaciones sociales es una persona arisca, solitaria, desconfiada y con una escasa empatía.

– A la persona con este rasgo de personalidad le molesta la gente y siente aversión por todo tipo de conductas: los niños que hacen ruido, el bullicio festivo, la felicidad ajena…

– Este arquetipo humano suele sentirse superior a los demás y a través del sarcasmo expresa su odio al prójimo.

Consecuencias

El odio y el desprecio hacia el género humano pueden desembocar en conductas potencialmente dañinas. En este sentido, algunos asesinos presentan ciertos rasgos de personalidad asociados a la misantropía: desprecio por la vida ajena, ausencia de empatía o sensación de superioridad.

Por otra parte, la profunda aversión hacia la condición humana es una tendencia muy nociva psicológicamente y debido a ello el individuo misántropo puede manifestar conductas suicidas o buscar el aislamiento de la sociedad.

Filantropía como contraposición absoluta

Las personas que tienen la inclinación natural a ayudar a los demás practican la versión inversa de la misantropía, la filantropía. Hay muchas maneras de ser un filántropo.

Un multimillonario con un espíritu generoso puede donar una gran suma de dinero para una causa social.

Un hombre corriente que siente compasión por el dolor ajeno, puede colaborar con una ONG o bien hacerse voluntario para aliviar el sufrimiento de los más necesitados.

En algunos casos, el filántropo decide que su vida debe orientarse por completo a los demás.