Significado de Acto Reflejo

Es parte de los exámenes físicos

¿Qué es un acto reflejo?

Un acto reflejo es un movimiento que se produce de forma rápida, brusca e involuntaria frente a un estímulo. Muchas veces constituye un mecanismo de defensa frente a una agresión.

Ejemplos de movimientos voluntarios e involuntarios

El sistema nervioso lleva a cabo el proceso de control y regulación de los movimientos del cuerpo, haciendo que estos puedan ser de dos tipos fundamentales: voluntarios e involuntarios.

Los movimientos voluntarios son llevados a cabo por los músculos esqueléticos. Se caracterizan por que se efectúan a voluntad. Un ejemplo es la movilización de un brazo al momento de comer, todos los movimientos son coordinados por la persona que los realiza, quien puede ejecutarlos o dejar de hacerlo en cualquier momento.

Los movimientos involuntarios de llevan a cabo sin que haya conciencia de ello. El mejor ejemplo son los movimientos de los intestinos y los latidos del corazón. Sabemos que ocurren, pero nuestra voluntad no puede controlarlos.

Los músculos esqueléticos también pueden llevar a cabo movimientos de forma involuntaria. Algunos de ellos son patológicos, es decir, ocurren debido a alguna lesión, como es el caso del temblor del Parkinson o los tics nerviosos. Otros movimientos involuntarios son los reflejos.

Importancia de los actos reflejos

El sistema nervioso puede activar varios procesos con un efecto protector, los más importantes son el dolor y los reflejos.

En todo momento corremos el riesgo de sufrir algún tipo de lesión. La actividad más normal y cotidiana puede conllevar algún tipo de riesgo. Por ello, aunque estemos relajados, nuestro sistema nervioso se encuentra siempre alerta, gracias a la información que recibe del exterior mediante los receptores ubicados en la piel y tejidos profundos como los músculos, tendones y las vísceras.

Supongamos que vamos a tomar un vaso y no nos hemos percatado de que su contenido se encuentra muy caliente. Al momento de tomarlo, casi de forma inmediata lo soltamos y alejamos la mano, solo después de que esto sucede es cuando hacemos conciencia de lo ocurrido. Lo mismo pasa al cortarnos o lastimarnos. Estos son ejemplos de un acto reflejo.

Elementos involucrados en un acto reflejo

Para que ocurra este tipo de movimiento deben suceder algunos fenómenos:

Inicialmente debe ocurrir la activación repentina de un receptor de dolor (nociceptor). A continuación, este transmite la señal hacia la médula espinal (señal aferente), en donde la información se integra y toma dos vías, por una parte se activan las neuronas motoras que movilizan el segmento corporal (señal eferente) actuando sobre el musculo (efector del reflejo) y por otra la información viaja al cerebro para hacer conciencia sobre lo ocurrido. Por esta razón primero ocurre el movimiento de forma inmediata y refleja, y posteriormente se concientiza el fenómeno.

En el caso de que estas señales se originen en la cabeza y el cuello, los nervios involucrados son los nervios craneales y la información se integral a nivel del tallo cerebral.

Esta ruta o sistema es lo que se conoce como un arco reflejo.