Definición de Recursos Naturales No Renovables

David Alercia
Licenciado en Biología

Los recursos cuya fuente está determinada en la naturaleza se subdividen, tradicionalmente, en dos grandes grupos: renovables y no renovables. En el caso que nos compete, los recursos naturales no renovables son aquellos que se agotan una vez que son utilizados, ya que no se pueden regenerar a un ritmo significativo en un plazo humano.

Todos los recursos naturales tienen un tiempo de regeneración, es decir, la cantidad de tiempo que hay que esperar para que el recurso vuelva a estar disponible para la sociedad. Los recursos renovables se regeneran en tiempos cortos: meses, años, décadas o como máximo 1 o 2 generaciones humanas. Con este ritmo de regeneración, los recursos renovables gastados se van reemplazando continuamente con recursos nuevos.

Con los recursos no renovables, los tiempos de regeneración son muy largos por lo que una vez que se gasten, no estarán disponibles por muchas generaciones humanas. Por ejemplo, los minerales, cuya formación depende del ciclo de las rocas y de los fenómenos volcánicos que se dan en el manto de la tierra y en la corteza, pueden tardar millones de años en volver a generarse. Los recursos no renovables actualmente usados incluyen minerales, los combustibles fósiles como el carbón y el petróleo y los combustibles nucleares, que en realidad son minerales que contienen uranio que por su alta capacidad de emitir radiaciones se utilizan como combustibles en las centrales nucleares.

Combustibles fósiles

Se denominan así porque se formaron a partir de restos de seres vivos del pasado, que una vez que murieron no se descompusieron por completo, por varias causas, y quedaron enterrados durante millones de años. El proceso de formación es levemente diferente según se trate de carbón mineral o petróleo.

El carbón es una roca sedimentaria de origen biológico, que se formó a partir de restos de grandes árboles en zonas pantanosas o costeras de clima tropical. Los troncos de estos grandes árboles, mientras morían, se iban acumulando en el fondo del pantano o en las aguas someras, lo que impidió que la madera se descompusiera completamente. Estrictamente, la formación de carbón no es un proceso de fosilización, aunque se le dé el nombre de fósil. En la fosilización, los restos orgánicos literalmente se convierten en piedra, mientras que el carbón sigue siendo un material orgánico derivado de la madera. Los extensos bosques y el clima tropical adecuado para la formación de carbón existieron durante el periodo carbonífero; hace unos 340 millones de años y durante ese periodo se formó gran parte del carbón existente, por eso el nombre del periodo.

El petróleo, otro importante recurso no renovable, se formó hace millones de años. También a partir de restos de seres vivos, pero de organismos marinos que, al morir, quedaron acumulados en el fondo de los océanos. Todos estos restos, al estar en un ambiente sin oxígeno (bajo el agua) se descompusieron parcialmente y fueron tapados por los sedimentos marinos y rocas. El planeta no siempre fue igual, y hoy están emergidas zonas que en el pasado estuvieron bajo el océano, es allí donde hay más probabilidades de encontrar petróleo. Los combustibles más importantes para la sociedad: la gasolina, el gas-oíl y el gas y algunos plásticos son derivados del petróleo.

Es posible que la formación de petróleo, gas y carbón continue en la actualidad, pero tendríamos que esperar otros 300 millones de años si nos acabamos todo el carbón o a que los continentes cambien de lugar, y los océanos actuales desaparezcan para buscar más petróleo. Por lo tanto, una vez que se acaben dejarán de estar disponibles para la sociedad.

Minerales

El otro gran grupo de recursos naturales no renovables es el de los minerales, como el oro, el hierro, o el litio. Son utilizados en una variedad de industrias, desde la joyería hasta la construcción y la electrónica. La extracción de minerales a menudo implica la eliminación de grandes extensiones de tierra, la destrucción de ecosistemas naturales y el uso de millones de litros de agua.

El ciclo de formación de los minerales también está relacionado a procesos geológicos que, como la formación de los combustibles fósiles, ocurre en plazos de millones de años y, tal como pasa con los combustibles fósiles, dejarán de estar disponibles para la sociedad una vez que se acaben.

Uso sostenible de recursos no renovables

Teniendo en cuenta que los recursos no renovables están presentes en una cantidad limitada y que no se siguen formando en la actualidad (o sí, pero a un ritmo muy lento: tener cantidades suficientes de cualquiera de ellos insume millones de años) el uso sostenible de los recursos no renovables se refiere a extraer menos cantidad y a la conservación de estos recursos de manera que se garantice su disponibilidad para las generaciones futuras.

Algunas estrategias para lograr el manejo sostenible de recursos no renovables incluyen:

Mejorar la eficiencia energética para los combustibles. Un ejemplo son los motores con mayor autonomía, que consumen menos gasolina por la misma cantidad de kilómetros, o los artefactos de calefacción que necesitan menos gas para funcionar. La eficiencia energética ayuda a reducir el consumo de recursos no renovables y prolongar su vida útil.

Sustitución, esto es, sustituir el recurso no renovable por otro renovable en la medida de lo posible. Algunos ejemplos: el biogás y el biodiesel son sustitutos parciales del gas y la gasolina, y se obtienen a partir de plantas o basura orgánica. Los motores a combustión (que obtienen su energía quemando combustibles fósiles) pueden ser reemplazados por motores eléctricos y para la obtención de energía eléctrica pueden utilizarse otras fuentes de energía limpia, como la energía solar, eólica, hidráulica o geotérmica. La sustitución de los combustibles fósiles es uno de los desafíos de este siglo, dado que su combustión para obtener energía ha intensificado el efecto invernadero y ha contribuido indudablemente al calentamiento global.

En resumen, los recursos naturales no renovables son una parte esencial de la economía mundial, pero su extracción y uso tienen graves impactos ambientales. Es importante que se tomen medidas para reducir la dependencia de estos recursos y promover la utilización de alternativas renovables y sostenibles. Esto puede incluir la inversión en tecnologías limpias, la reducción del consumo de energía y la conservación de los ecosistemas naturales.

 
 
 
 
Por: David Alercia. Licenciado en Biología por la Universidad Nacional de Córdoba, especializado en gestión ambiental, y trabaja en turismo científico.

Trabajo publicado en: Feb., 2023.
Datos para citar en modelo APA: Alercia, D. (febrero, 2023). Definición de Recursos Naturales No Renovables. Significado.com. Desde https://significado.com/recursos-naturales-no-renovables/
 

Escriba un comentario

Contribuya con su comentario para sumar valor, corregir o debatir el tema.


Privacidad: a) sus datos no se compartirán con nadie; b) su email no será publicado; c) para evitar malos usos, todos los mensajes son moderados.
 
Índice
  • A
  • B
  • C
  • D
  • E
  • F
  • G
  • H
  • I
  • J
  • K
  • L
  • M
  • N
  • O
  • P
  • Q
  • R
  • S
  • T
  • U
  • V
  • W
  • X
  • Y
  • Z