Significado de Derecho Sucesorio o de Sucesión

  • Por Gabriela Hernandez (Licenciada en Derecho)
  • Mar, 2020
  • ¿Qué comprende el Derecho Sucesorio, referido de Sucesión?

    Es el conjunto de disposiciones jurídicas capaces de organizar y acompañar el proceso dinámico de transferencia patrimonial de un individuo que fallece (quien toma la figura de causante) a otro/s (actuando como heredero), recurriendo a familiares directos así como a personas indicadas en un testamento de acuerdo a los deseos del fallecido, y resolviendo posibles conflictos surgidos entre los propios beneficiados, mediar ante la aparición de familiares ocultos o desconocidos, responder a deudas activas, etc.

    Las sucesiones son muy importantes porque influyen de manera notable en la repartición de tierras, así como de bienes muebles y otros inmuebles. También, en la repartición de cantidades de dinero efectivo. En buena medida, este tipo de derecho apunta a que los bienes queden dentro del mismo grupo familiar. Además, vale decirse que forma parte del llamado Derecho Civil.

    Clasificaciones: Testamento, herencias y sucesiones

    Principios del testamento

    Es un documento jurídico, donde queda plasmada la voluntad de una persona fallecida. Se supone que lo establecido en el testamento debe cumplirse, a menos que sea contrario a la ley. En dado caso, si una persona muere sin dejar testamento entonces las leyes establecen ciertas normas de sucesión.

    Clases de herencia

    Básicamente hay tres tipos de herencia: 1) la partición voluntaria, que realizan todos los herederos por acuerdo entre sí; 2) la partición judicial, que sucede cuando los herederos no se ponen de acuerdo y dirimen su querella en tribunales y 3) Partición o herencia por testamento, donde se suele dejar un albacea encargado de cumplir la voluntad de la persona fallecida.

    Clases de sucesiones

    Por su parte, las sucesiones son de dos tipos: la testamentada y la intestada. La primera se hace por medio de las cláusulas de un testamento. En cambio, en la segunda no hay tal testamento; lo que obliga a guiarse por normas legales para la partición hereditaria. Por lo general, los herederos naturales son los descendientes cuya filiación tiene verificación legal, a través de una partida de nacimiento o documento de adopción, principalmente.

    Hay algunos aspectos que se suelen inquirir en estos casos. En este sentido, respondemos a una serie de preguntas típicas, las cuales permiten además proporcionar un panomala amplio de esta especialidad jurídica.

    ¿Se hereda solo dinero o también deudas?

    Sucede que sí hay deudas hereditarias. No obstante, en esos casos se presentan situaciones especiales. Por lo general, quienes hacen préstamos (ejemplo: los bancos) exigen un seguro de vida en caso de fallecimiento de quien recibe el préstamo, y si este último no está al día con el seguro, la deuda pasa en herencia a sus familiares. En otras palabras, si el padre no pagó la deuda y murió, los hijos deberán pagarla.

    ¿Me puedo negar a recibir la herencia?

    Las herencias si pueden rechazarse. Por ejemplo, cuando la herencia incluye muchas deudas las personas suelen negarse; lo mismo sucede cuando involucra un alto impuesto para la sucesión. En dado caso, la herencia debe repudiarse por escrito, sino es adjudicada sin protesto al heredero.

    Complicaciones de no dejar testamento

    Una sucesión intestada deja la herencia incierta y toca realizar un proceso de alegatos legales para determinar los herederos. Puede darse el caso de juicios que duran años, sin que los posibles herederos queden conformes con la repartición de los bienes o el capital.

    Hay casos de personalidades famosas, que no dejaron testamento y eso desencadenó terribles batallas legales. Un caso es el de Pablo Ruiz Picasso, cuyas pinturas y bienes pasaron a estar en un limbo entre instituciones, el Estado y los familiares. También está el caso del famoso cantante mexicano Pedro Infante, donde el pleito en tribunales duró 34 años hasta decretar unos herederos por sentencia.

    Por todo lo anterior, siempre se recomienda que exista un testamento. Sobre todo, en caso de personas que acumulen fortunas o tengan varios muebles o inmuebles. De esta manera, se evitan litigios innecesarios y queda clara la voluntad del fallecido, evitando hasta peleas y distanciamientos familiares.

    ¿Qué pasa si quien sería el heredero muere junto con el causante de la herencia?

    Esta es una circunstancia que puede presentarse, la cual da lugar a meollos legales que pueden complicarse. Ante una circunstancia de este tipo, se usan las “teorías de la premoriencia y la conmoriencia”.

    ¿En qué consisten las teorías antes aludidas? Para detallarlas, las explicamos de manera sucinta a continuación:

    Premoriencia: cuando hay dudas sobre el fallecimiento de personas con nexos de sucesión, entonces se presume que muere primero el más débil (más edad, enfermedad, etc).

    Conmoriencia: cuando dos personas con vínculos de sucesión mueren, entonces se puede tener la presunción de que ambas fallecen a la vez.

    Tanto la premoriencia como la conmoriencia son “ficciones jurídicas”, es decir, convenciones para luego tomar una decisión legal. Como se trata de “presunciones”, entonces son apelables. Es decir, en ambos casos se puede demostrar lo contrario.

    Por ejemplo, si dos personas que pueden tener sucesión (ejemplo: padre e hijo) mueren entonces toca la pregunta: ¿Cuál de los dos muere primero? Veamos lo que puede pasar y las decisiones legales correspondientes:

    Premoriencia: una de las personas muere antes

    Si el padre muere antes, entonces sus bienes son heredados al hijo. Pero como éste último ha fallecido también, entonces la herencia se transmite a los descendientes del hijo (nietos del primero).

    Otro ejemplo: si una pareja de esposos sin hijos muere en un accidente, es necesario saber cuál murió primero. Si muere antes el hombre, la mujer heredó todo en el tiempo de vida extra que tuvo y al fallecer ella, los derechos pasan a su familia (los padres y hermanos de la mujer)

    Conmoriencia: ambas personas mueren a la vez

    Si padre e hijo fallecen a la vez, entonces los derechos de herencia se anulan ya que no hay heredero. En estos casos, el asunto se complica.

    En el caso de la pareja de esposos que muere en un accidente, si los dos mueren a la vez entonces el asunto legal es muy complejo. La conmoriencia presume varios criterios: 1) que falleció primero el de más edad, 2) que falleció primero quien padecía una enfermedad, 3) en algunos sistemas legales se asume siempre que fallece primero la mujer.

    Todo lo anterior demuestra lo complejo que es el Derecho Sucesoral. De cualquier manera, hay que estar atentos a los detalles para cumplir con leyes de las normas previstas al respecto.